BIRDMAN, saciando egos.

En “Especialidades del crítico” nuestro querido Monsieur Gourmet, nos dedica un tiempo para recomendarnos esos bocados que dejan huella en nuestros paladares cinéfilos. Y, en este caso, nos habla de “Birdman”, film de 2014, ganadora de 4 Oscars,(mejor película, dirección para Alejandro González Iñárritu, guión original y fotografía).

Alejandro González Iñárritu nos impactó (a los cinéfilos) primero con “Amores perros”, descarnadas y sangrantes historias con las vísceras a flor de piel; nos conquistó con “21 gramos”; una conmovedora y trágica situación que para evitar sensiblerias y emocionabilidad gratuita creó una manera de narrar única; luego llegó “Babel” y nos enamoró con esa visión mundial sobre sentimientos y reacciones que cambian la vida, y con ésta termina la trilogía del dolor que empezó con “Amores perros”.

Pero como todas las historías de amor, sufrimos un desengaño y nos fue infiel con la pobre y film menor “Biutiful” , tanto que ni parecía de él, y que parecía una película relegada a cine de sobremesa de los sábados por la tarde. Y y dos años después de la película que nos compete en estos momentos, llegó “El Renacido”, para más gloria de ese inmenso actor llamado Leonardo Dicaprio, y por la cual, por fin, le otorgaron su único Oscar hasta la fecha, e Iñárritu consiguió su segundo como director.

Tras, como decíamos, la irregular “Biutiful” volvió a impactarnos, a conquistarnos, a enamorarnos…y vaya si lo consiguió. Esperábamos con hambre su “Birdman”, y a muchos nos sació, y de qué manera.

Tal vez en su recorrido por los premios, y sobre, todo su triunfo en los Oscars sobre esa obra maestra llamada “Boyhood” de Richard Linklater (de la que hablaremos ,proximamente, para saborearla en condiciones), provocó mucha animadversión hacía los que pensábamos que debería haberlo ganado todo el film de Linklater, pero aderezos aparte, no se le puede quitar mérito al trabajo de Iñárritu.

Gracias Iñárritu por deleitarnos con una película que destila intensidad y pasión en todos sus aspectos. Y si encima añadimos el gran acierto de resucitar al gran e icónico Michael Keaton, le debemos estar eternamente agradecidos. Además le viene al pego su personaje…Birdman, Batman…quién sabe si el gran Keaton en esta película tenía la misma pretensión que su Riggan Thomas.
Y también, gracias por regalar al gran Edward Norton otro papel brillante digno de un actor de su grandísima talla. Hay que destacar a todo el reparto, que, sin duda y como siempre, se deja el alma cuando les convoca el bueno de Iñárritu.

Apasionante película, de sabor intenso y juguetón a la vez, pese a opiniones detractoras de Iñárritu que piensan que es algo tramposa…y es que ¿a caso las trampas no es uno de los encantos del cine?

PD: Y gracias por servirnos en bandeja de plata al teatro de fondo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close